News

Ceremonia de Entronización de la Virgen de la Altagracia en nuestra Embajada

WASHINGTON, D.C.- En una solemne ceremonia fue llevada a cabo la Entronización de la Virgen de la Altagracia en la Embajada de la República Dominicana en Washington, D.C., Presidida por Su Excelencia Reverendísima Monseñor Andrés Napoleón Romero-Cárdenas, Obispo de la Diócesis de Barahona. Las palabras de bienvenida fueron ofrecidas por el Embajador José Tomás Pérez, quien estuvo acompañado de su esposa, Doña Caridad Santos de Pérez.

En su intervención, el Embajador Pérez destacó la devoción del pueblo dominicano a la Virgen de la Altagracia, la cual crece cada día como ente de refugio y protección para nuestros compatriotas en todas partes del mundo, afirmando que con este acto concedemos a nuestra madre espiritual el valor y la importancia que merece, con su entrada a este recinto, la Embajada de la República Dominicana en Estados Unidos, que es la casa de todos los dominicanos.

La primera sagrada imagen de la Virgen llegó a la Hispaniola desde España en el año 1502 bajo la orden del Obispo de Santo Domingo García Padilla. A esta se le atribuyen milagros históricos tales como la victoria de la Batalla de Sabana Real en donde el ejército español derrotó al ejército francés el 21 de enero de 1691. Por ello algunos atribuyen esta fecha al día en que se conmemora la virgen. Desde entonces el peregrinaje y la celebración de esta fiesta mariana data del periodo colonial hasta nuestros tiempos.

En la ceremonia, Monseñor Andrés Napoleón Romero-Cárdenas resaltó el valor de la Virgen de la Altagracia para fe cristiana en la República Dominicana la comunidad dominicana en el mundo, y procedió a llevar a cabo el “Rito de la Colocación de la Imagen de Santa María Virgen: Nuestra Señora de la Altagracia”. Asimismo, resaltó que la imagen que se estaba entronizando en la Embajada había sido bendecida por el propio Papa Francisco.

Al concluir, tanto Monseñor Andrés Napoleón Romero-Cárdenas como el Embajador José Tomás Pérez, agradecieron a Don Danilo y Doña Elida Vargas Carrasco, y a la Misión Social del Ministerio Altagraciano de Evangelización, por haber promovido este tan valioso acto para la República Dominicana y la comunidad dominicana residente en Estados Unidos.

El acto contó con la asistencia del General Pedro Valenzuela Quiróz, Agregado Militar de la República Dominicana; el Padre Gabriel Angel Fermín, funcionarios diplomáticos, sacerdotes del área de Washington, D.C., oficiales dominicanos que realizan estudios en esta ciudad de Washington, D.C., y miembros de la comunidad dominicana en Estados Unidos, entre otros.